Presencia de grupos armados levantan preocupaciones de organizaciones en Baudó y en Lloró, Chocó

Lloro

La presencia y  accionar de las autodenominadas Autodefensas Gaitanistas de Colombia  (AGC) y del Ejército de Liberación Nacional (ELN), están poniendo en riesgo la seguridad de la población civil en el municipio de Lloró y la subregión de Baudó en el departamento de Chocó.

Por un lado, en lo relacionado con la situación en Lloró, la ASOREWA (Asociación de Cabildos Indígenas Embera, Wounaan, Katío, Chamí y Tule del Departamento del Chocó)  así como representantes legales de comunidades pertenecientes a COCOMOPOCA (Consejo Comunitario de la Organización Popular Campesina del Alto Atrato), han reportado y denunciado que las comunidades han sido víctimas de confinamiento, desplazamiento y  amenazas de muerte por parte de estos grupos armados ilegales. El 20 de marzo SweFOR junto con otras organizaciones nacionales e internacionales participó en una delegación de verificación a las comunidades afectadas en el municipio. Esta situación ha sido confirmada por la ONU.

Por otro lado, el Foro Interétnico Solidaridad Chocó, Fisch, del cual ASOREWA, COCOMOPOCA y COCOMACIA (Consejo Comunitario Mayor de la Asociación Campesina Integral del Atrato) forman parte, publicó un comunicado denunciando su preocupación por la presencia de estos grupos en la subregión de Baudó, en el departamento de Chocó el 8 de marzo 2016. Estas preocupaciones fueron motivadas por el asesinato del señor Jesús María Hurtado, un transportador y comerciante de la región, por la existencia de amenazas a líderes y lideresas comunitarios, y por desplazamientos masivos de la población civil.

SweFOR manifiesta su preocupación por la grave situación humanitaria  que ahora se está presentando en Lloró y Baudó. Al mismo tiempo, desea exhortar a las instituciones públicas locales, departamentales y nacionales a garantizar la seguridad y la autonomía de la población civil en los territorios colectivos.

Cabe mencionar que representantes de la Embajada de Suecia visitó el departamento del Chocó y se reunieron con ASOREWA, COCOMACIA y COCOMOPOCA en febrero. Annika Otterstedt, directora de Cooperación al Desarrollo, Sofia Dohmén, Primera Secretaria, encargada de los temas de Paz y Seguridad, y Maria José Daza, Oficial Nacional de Programas, dialogaron con las organizaciones étnico-territoriales sobre su situación actual, sus retos y los logros en su trabajo. La Embajada de Suecia está comprometida con el proceso de paz en Colombia, y respalda la implementación del acuerdo de paz, brindando apoyo a Colombia en temas relacionados con los derechos de género, el esclarecimiento de las desapariciones forzadas y la protección a los defensores de los derechos humanos.